Queridos hermanos de nuestra Iglesia de Canelones:

Gracia y paz con la luz del Espíritu de la Verdad, que Cristo glorificado nos envía desde el Padre.

Espero y deseo que estén todos bien, con alegría y fortaleza.

Mis breves líneas son para invitarlos a todos a estar unidos en esta semana como lo estuvieron los primeros discípulos con los apóstoles y María en la habitación alta en oración esperando el Espíritu Santo.

Para ello, simplemente que recemos todos el Veni Creator Spiritus, cada día, sea en latín, sea en lo posible en la versión que adjunto, que también se puede y en general se sabe cantar. Sí hay que rezar las seis estrofas.

El día de Pentecostés estaba señalado por una carta de los obispos, para una renovación en la fe en las parroquias y para optar por rezar en las Misas el Credo de la Misa, es decir, el Niceno-Constantinopolitano. Más allá de todo el desorden provocado por las circunstancias, y de hecho cuánto cada comunidad haya podido realizar como camino para la renovación de la fe, exhorto a que en Pentecostés se predique la relación entre el Espíritu Santo y la fe sea en su contenido revelado y testimoniado por el Espíritu de la Verdad, sea en la respuesta de la Iglesia y de cada creyente también obra del mismo Espíritu. "Nadie puede decir Jesús es Señor si no es en el Espíritu Santo" 1 Co 12,3). También aprovechar el desarrollo sobre el Espíritu Santo que tiene el Credo de la Misa.

A su vez, como ya estaba establecido, exhorto a que en adelante en la Misa Dominical y en otras en que esté indicado se rece el Credo Niceno-Constantinopolitano. Mejor aún si se canta. Basta con 1 cantor, que lo aprenda seguro, para que todos lo puedan cantar, como está probado en toda la Diócesis.

Adjunto mi Homilía de la Misa crismal, en la que vivimos el poder de Jesucristo glorificado, Pontífice de nuestra fe, y la acción vivificadora del Espíritu. También entonces me dirigí y agradecí a todos los miembros de nuestra Iglesia Diocesana.

Invoco al Padre por Jesucristo, permanente intercesor por nosotros y perpetuo emisor del Espíritu desde el seno del Padre, para que seamos llevados a la plenitud de la verdad y del “amor de Cristo, que supera todo conocimiento, a fin de que seamos llenos de toda la plenitud de Dios.

Aquel que es poderoso para hacer todas las cosas mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que actúa en nosotros, a él sea gloria en la iglesia en Cristo Jesús por todas las edades, por los siglos de los siglos. Amén” (Ef 3, 198-21).

Con mi bendición

                                   + Alberto, amicus Sponsi, obispo de Canelones

NOTAS: Por si ayuda, agrega algunas anotaciones sobre el Veni Creator. Su original latino exhorta el Concilio Vaticano II a que lo sepa todo el pueblo fiel.

Contacto

Batlle y Ordoñez 519

  • (598) 4 3322568

  • info@diocesisdecanelones.com

Quien está en línea?

Hay 38 invitados y ningún miembro en línea

Visitantes

Redes

facebooktwitter google youtube

Search